Gaceta Sanitaria Gaceta Sanitaria
Artículo Sobre los autores Respuestas rápidas Estadísticas
Gac Sanit 2016;30:170-1 - Vol. 30 Núm.3 DOI: 10.1016/j.gaceta.2016.04.001
Nota editorial
Nuestra experiencia en el Comité Editorial de Gaceta Sanitaria. Sobre todo, ¡muchas gracias!
Our experience in the Editorial Board of Gaceta Sanitaria. Especially, thank you!
Carme Borrell, , Ma Felicitas Domínguez-Berjón, Carlos Álvarez-Dardet, Clara Bermúdez-Tamayo, Pere Godoy, María José López, Miguel Ángel Negrín, Glòria Pérez, Napoleón Pérez-Farinós, Alberto Ruano, Carmen Vives-Cases, Comité Editorial de Gaceta Sanitaria 2010-2016
Autora para correspondencia. (Carme Borrell cborrell@aspb.cat)

Han pasado ya 6 años desde que el Comité Editorial actual de gaceta sanitaria empezó su labor, aunque parte de sus integrantes llevaban más tiempo en él. gaceta sanitaria nos ha acompañado nuestra vida diaria durante este periodo, ya que la dedicación necesaria para gestionar la revista es importante. Queremos aprovechar esta Nota editorial para despedirnos de las lectoras y de los lectores como equipo editorial y para revisar las principales aportaciones y problemas que hemos vivido, así como para hacer algunas reflexiones al respecto.

Cuando comenzamos, la revista acababa de aparecer en Science Citation Index y en Social Science Citation Index con un factor de impacto de 1,172. Ello hizo que empezáramos a recibir un número muy elevado de manuscritos, que hasta 2013 aumentaron en casi un 100% (540 manuscritos, mientras que en 2010 se recibieron 289). En aquellos años, la tasa de rechazo de la revista superó el 80%, ya que no había espacio suficiente para todos los artículos. Siempre se intentó llevar únicamente a revisión externa los manuscritos que, de entrada, nos parecía que podían ser una buena aportación para la revista, acortando al máximo los tiempos en la toma de decisiones. Esta situación de bienestar científico no se correspondió, desafortunadamente, con la situación económica de SESPAS y de la revista, que sufrió los efectos de la crisis. Llegó un momento en que la mayor parte de la financiación de SESPAS se dedicaba a la revista. Iñaki Galán, como vocal de SESPAS para Gaceta Sanitaria, trabajó intensamente, junto con las sociedades de SESPAS, para garantizar la continuidad de la revista, pero ello implicó decisiones importantes: el recorte del presupuesto del trabajo externo de edición de manuscritos realizado por Carmen Company, lo que se tradujo en que la Directora y la Directora Asociada tuvieran que hacer una revisión más exhaustiva de los manuscritos pendientes de aceptación para asegurar que cumplían las normas; la eliminación de la edición de los manuscritos escritos en inglés; la supresión de una de las reuniones presenciales del Comité Editorial (de dos se pasó a realizar una anual); la desaparición de la edición en papel y el avance en la nueva web, y el copago por la publicación de algunos manuscritos (originales, revisiones y artículos especiales) por parte de las autoras y los autores. Cabe mencionar que el Comité Editorial vive con gran preocupación el copago de los manuscritos, el cual ha repercutido en la disminución de los trabajos recibidos (416 en 2015, 124 menos que en 2013). Entre las acciones a emprender, SESPAS también debatió el cambio de editorial. Finalmente se decidió continuar con Elsevier y hay que señalar que el Comité Editorial considera muy importante la visibilidad y la estructura de gestión editorial que proporciona.

Otro tema a destacar es el factor de impacto, algo que interesa tanto a los comités editoriales como a las posibles personas autoras de las revistas. En el caso de Gaceta Sanitaria, el factor de impacto se ha mantenido por encima de 1, pero no ha aumentado de forma importante. Sin embargo, es la revista de habla no inglesa con mayor factor de impacto en el grupo JCR de Salud pública. Seguimos constatando que algunos de los principales grupos de investigación de epidemiología y salud pública de nuestro país no publican en Gaceta Sanitaria, y evidentemente esto repercute de manera negativa en el factor de impacto.

Es necesario señalar que el Comité Editorial ha trabajado de forma colegiada todos estos años. Todos los temas concernientes a la revista se han discutido en equipo, sin que prácticamente se hayan tomado decisiones unilateralmente. Además, el trabajo se ha repartido entre todas las personas, lo que ha facilitado que se alcanzaran la mayoría de los objetivos fijados. A continuación, recordamos algunos de los más importantes:

  • 1.

    La publicación de las Normas éticas y el nombramiento de la Defensora de Gaceta Sanitaria (2012). La experiencia de Carlos Álvarez-Dardet, que previamente había dirigido Journal of Epidemiology and Community Health, fue clave. Con estas normas, la revista daba un paso adelante. La Defensora, Ana Mª García, ha intervenido en pocos casos, por suerte, pero muy relevantes. Su objetividad ha permitido resolver temas en los cuales el Comité Editorial podría haber estar demasiado implicado. Además, la Nota editorial que resume su trabajo del año fortalece su papel en la revista.

  • 2.

    El nuevo sitio web y el paso de la revista a online, eliminando el papel (2013). El trabajo para diseñar los contenidos del sitio web y supervisar que la elaboración, por parte de Elsevier, incluyera todos los aspectos diseñados, es ingente. A pesar de que todo el Comité Editorial ha participado, la tarea continuada y minuciosa de Feli Domínguez-Berjón ha sido y es clave. Las horas dedicadas son muy difíciles de cuantificar; además, es un trabajo que nunca se acaba, ya que el sitio web requiere continuos cambios y mejoras. Las estadísticas realizadas sobre el uso de la nueva web muestran un aumento progresivo de las visitas1.

  • 3.

    El sitio web ha permitido el establecimiento del apartado de Blogs amigos de Gaceta Sanitaria, el Blog del Comité Editorial y posteriormente del Blog de SESPAS. Estos espacios son útiles para dar voz al Comité Editorial, con un post mensual, y visibilizar distintos blogs de personas relacionadas con la salud pública y que se comprometen a citar la revista. Asimismo, el Blog de SESPAS, de reciente creación, pretende dar voz a las distintas sociedades que la conforman y ser un canal de intercambio entre las sociedades y la revista.

  • 4.

    Hacía muchos años que el Consejo Asesor no se renovaba, y tenía un papel escaso en la revista. En 2012, SESPAS, con la colaboración del Comité Editorial, renovó el Consejo Asesor e hizo participar a personas de las distintas sociedades. Estos años, el Consejo ha estado coordinado primero por Esteve Fernández y, actualmente, por Rosana Peiró. Ha trabajado fundamentalmente por correo electrónico y se ha reunido en ocasiones aprovechando algún congreso, haciendo recomendaciones para Gaceta Sanitaria.

  • 5.

    El Comité Editorial ha estado preocupado por fomentar la igualdad de género tanto en el funcionamiento de la revista como en los artículos científicos publicados. Hay que señalar que es el primer Comité Editorial de Gaceta Sanitaria dirigido por una mujer y que ha sido paritario por sexo en su composición. En 2015, el Comité Editorial ha puesto en marcha la Política de Gaceta Sanitaria para fomentar la igualdad de género en la publicación científica, que dio lugar a un editorial2. Esperamos que esta política sirva para seguir avanzando los próximos años.

  • 6.

    La instauración de la nueva sección de Debates, que pretende poner sobre la mesa temas controvertidos ofreciendo dos perspectivas: a favor y en contra. Los debates son los manuscritos que más se consultan. A veces ha sido difícil encontrar temas relevantes y novedosos, pero el próximo Comité Editorial deberá seguir insistiendo en ello.

  • 7.

    Durante estos años se han cambiado varias veces las normas para autoras y autores con el fin de ir incorporando los distintos aspectos trabajados, como las normas éticas, los estudios cualitativos, la política de igualdad de género, la declaración de autoría, etc.

  • 8.

    También de forma periódica se ha revisado la base de datos de personas revisoras. Como sabéis, es clave tener personas que puedan hacer buenas revisiones de los manuscritos. Además, las editoras y los editores han puntuado las revisiones. En estos momentos estamos realizando un trabajo para evaluar las características de las personas revisoras que están aceptando revisar manuscritos. Esperamos que dicho trabajo pueda ser publicado durante este año.

  • 9.

    El Comité Editorial también ha trabajado para conocer qué factores pueden aumentar el número de citaciones y, fruto de ello, se ha publicado un estudio en Annals of Epidemiology indicando que los artículos seleccionados para una nota de prensa tienen más probabilidad de citación. También aumenta la probabilidad de cita de aquellos artículos cuyo autor principal tiene mayor número de artículos publicados3.

  • 10.

    Los aspectos relacionados con la comunicación se han seguido potenciando durante estos años. Cada número de la revista va acompañado de un resumen y de dos notas de prensa, escritos por Pol Morales. Estas notas de prensa han dado lugar a numerosos artículos periodísticos. Además, en este periodo se ha potenciando la presencia de la revista en las redes sociales. Tanto la cuenta de Twitter como la de Facebook han aumentado enormemente en personas seguidoras, y han servido también para difundir los manuscritos publicados y otros temas relacionados con la publicación científica.

  • 11.

    La presencia de Gaceta Sanitaria en los congresos de SESPAS y de la SEE se ha mantenido. La revista ha seguido estando presente en los congresos y se han organizado talleres (de revisores, de escritura de artículos, etc.). Además, se han organizado algunas mesas donde se han explicado experiencias concretas y avances de la revista. En ocasiones hemos contado con expertas internacionales en edición científica, como Ana Marusic (Madrid, 2011).

  • 12.

    Gaceta Sanitaria ha impulsado en estos años la internacionalización de la revista, siendo miembro del Committee on Publication Ethics (COPE) y de Scielo Salud pública, plataforma desde la que provienen la mayoría de nuestras visitas online.

  • 13.

    Otros temas trabajados han sido la encuesta a las personas lectoras, autoras y revisoras, que nos sirvió para introducir aspectos de mejora y para conocer que el paso de la revista a online era aceptado; las recomendaciones para los estudios cualitativos; las estadísticas sobre los manuscritos que llegan a la revista y las causas de rechazo de entrada; el control del desempeño de cada persona editora (que se hace periódicamente para fomentar sobre todo que los tiempos se cumplan); la elaboración de una lista de comprobación de aspectos de formato a tener en cuenta en los manuscritos que se van a aceptar; los suplementos periódicos (como por ejemplo el Informe SESPAS, el suplemento de lesiones, etc.); y la revisión de las palabras clave del gestor de Elsevier para dar cabida a los manuscritos que se reciben.

Todo lo hecho consta en la Nota editorial del n° 2 de la revista de cada año4, donde se resume el trabajo anual. Esta Nota editorial se ha ampliado para que se convierta en un rendimiento de cuentas del trabajo hecho por parte del Comité Editorial, la Defensora, el Consejo Asesor y la persona responsable de comunicación, incluyendo el presupuesto. Hasta donde sabemos, Gaceta Sanitaria es la única revista en español que publica también anualmente sus cuentas, lo que supone un avance en transparencia en el que Gaceta Sanitaria ha sido pionera.

Hemos hecho este trabajo con ilusión y muchas ganas, intentando siempre mantener la honestidad y la imparcialidad. Hemos consensuado siempre los encargos a realizar (editoriales y debates), intentado tener en cuenta la multidisciplinariedad de SESPAS y evitando hacer encargos distintos a las mismas personas, para dar más oportunidades a las autoras y los autores. Hemos tratado de diferenciar Gaceta Sanitaria de otras revistas científicas, justificando siempre las decisiones editoriales de rechazo en el contenido del manuscrito. En este sentido, es imposible contentar a todas las personas autoras y probablemente, después de centenares de manuscritos gestionados, hayamos cometido errores, rechazando manuscritos que merecerían ser publicados o aceptando otros que deberían haber sido rechazados. En cualquier caso, hemos tratado también de ser siempre receptivos a los comentarios de las personas autoras cuando han estado disconformes con alguna decisión editorial, bien circulando el manuscrito en cuestión de horas entre todo el Comité Editorial o enviándolo a personas revisoras adicionales; y cuando ha sido necesario, con la intervención de la Defensora. En la mayor parte de los casos, la decisión inicial no se ha alterado, lo que demuestra indirectamente la solidez del proceso editorial.

Hemos de reconocer que hemos tenido la gran suerte de formar parte de uno de los mejores proyectos de la salud pública de nuestro país. En este tiempo hemos aprendido de todas las persona autoras, y hemos gozado del respaldo de las personas revisoras, lectoras y amigas de la revista. La mayoría de quienes formamos el Comité Editorial esperamos seguir colaborando con la revista desde otros ámbitos, y algunas/os continuaremos impulsándola desde el nuevo Comité Editorial. Agradecemos a todas las personas que han hecho posible nuestro trabajo y deseamos que la colaboración se mantenga en el futuro. Esperamos haber mantenido y acrecentado la credibilidad científica de Gaceta Sanitaria y deseamos que los nuevos equipos también lo consigan en el futuro.

Bibliografía
1
M.A. Negrín
Actividad de la web de Gaceta Sanitaria en el año 2012
2
C. Borrell,C. Vives-Cases,M.F. Domínguez-Berjón
Las desigualdades de género en la ciencia: Gaceta Sanitaria da un paso adelante
3
A. Ruano-Ravina,C. Álvarez-Dardet,M.F. Domínguez-Berjón
Externalities and article citations: experience of a national public health journal (Gaceta Sanitaria)
4
C. Borrell,M.F. Domínguez-Berjón,C. Álvarez-Dardet
Gaceta Sanitaria en 2015